Rusia quiere importar carne porcina y lácteos de la Argentina

Por lo que representa uno de los datos comerciales más esenciales en este contexto de pandemia mundial, el Gobierno recibió múltiples contactos de la Federación Rusa, que manifestó su interés en importar tanto carne porcina como productos lácteos.

Fuentes de la Cancillería confirmaron a BAE Negocios que «los contactos diplomáticos son permanentes. Ciertamente, Rusia desea adquirir carne porcina y lácteos desde Argentina y trabajamos en esa dirección «.

Aunque no hay una data precisa, desde el Gobierno trabajan para especificar los embarques en los próximos meses, puesto que el presidente Vladimir Putin ha ordenado a su equipo diplomático que acelere las conversaciones con Argentina, conforme con las señales que se perciben. En 2019, las primordiales exportaciones fueron pera, carne bóvida, limones y mantequilla.

Para tener una idea de la relevancia en las relaciones a dos bandas, entre enero y mayo, Argentina tuvo un superávit comercial de 234 millones de dólares estadounidenses, sobre el año pasado, según los datos relevados por el Centro de Economía Internacional (CEI) que encabezan el canciller Felipe Solá y el secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Jorge Neme.

Aunque no hubo patentizas específicas en los últimos meses por la pandemia, Moscú miraba con mucho interés la idea reflotar los memorando que firmaron hace 5 años Argentina y Rusia para la construcción de una planta de energía nuclear. La gigante empresa Rosatom está al acecho y tras estos negocios millonarios.

Asimismo, empresas como Gazprom, Petrotool, Burintekh, Avantgrade Oil y JSC Arte Odsnastka están empeñadas en avanzar en potenciales negocios en Vaca Fallecida. Rusia está en pleno proceso de buscar ocasiones asociativas con empresarios argentinos para producir condiciones de negocios específicos para los tiempos que se vienen.

Hay en lista de espera proyectos para todos y cada uno de los gustos: la importación al peso de uno de los mayores productos de fertilizantes rusos como es PhosAgro; las inversiones de Skolkovo en drones para agricultura o bien el suministro de equipos ferroviarios y material rodante en Argentina de las compañías Sinar Transporte Machines y Transmashholding, entre otros muchos rubros.

El presidente de la Confederación General de la Industria (CGI), Mario Derch, manifestó a este diario que «la relevancia del mercado ruso es increíble. Primeramente, podemos meditar y avanzar en planes de trasferencia de tecnología para la que estamos muy preparados «.

También afirmó que Rusia pretende invertir en infraestructura ferroviaria y ha habido conversaciones con el equipo del ministro de Transporte, Mario Meoni.

Podria Interesarte:

Deja un comentario